Placeholder
  • Fecha de publicación: 2002
  • Paginas: 143
  • ISBN: 9974-7660-4-4

Piedad para los idiotas

BiografíaFilosofíaNarrativaReligiónSociología

$U 280

El somersetismo, doctrina ampliamente difundida, es una particular forma de observar la sociedad. Sus principios abarcan todas las áreas del conocimiento humano y los más recurrentes prejuicios contemporáneos, sometidos a un riguroso y despiadado análisis.

Adam Somerset, su creador y gurú, es una figura de cuestionable existencia, casi mítica, sobre el cual no existe información confiable.

Sin embargo, posee un nutrido grupo de seguidores, algunos de los cuales aparecen en este libro, “Piedad para los idiotas”, que contiene una selección de artículos y otras reflexiones recopiladas por el somersetista Sandor Szavorst.

El somersetismo propone una visión irónica de la realidad, por momentos rayana en un humor obsceno, que suele adquirir una tonalidad oscura, macabra y aún un tinte filosófico y metafísico, pero siempre sometiendo cada objeto de análisis a una desenfadada mirada.

No obstante, la clave de parodia no soslaya apuntes agudos e impregnados de sardónica mordacidad, que ponen bajo la lupa prácticamente cualquier temática que uno pueda imaginarse, desde la mermelada hasta la existencia de Dios.

El libro contiene un abundante menú de presuntas citas del propio Somerset, lo que ayuda al lector que no lo conoce a desentrañar los extraños senderos del inextricable “pensamiento” del venerado maestro.

Sandor Szavost ofrece trece artículos escritos por diversos pensadores que integran el universo somersetista, que aportan su particular visión y desmenuzan sin piedad las contradicciones y absurdos del mundo que habitamos, por supuesto utilizando un método de sarcasmo siempre desmesurado.

Además de estos artículos, el recopilador recomienda una “bibliografía” completa de Adam Somerset, además de las constantes referencias al pensador y sus “máximas filosóficas”.

“Piedad para los idiotas” nos plantea una visión hilarante de la realidad, pero no exenta en absoluto de una aguda crítica, rescatando los aspectos más absurdos del mundo que habitamos.